RUBEOLA ANTICUERPOS IG G AUTOMATIZADO

CUPS:

906241

Resultado en días hábiles:
1
Días de proceso:
Lunes a Domingo

Muestra requerida

Suero libre de hemólisis, fibrina o lipemia, plasma heparinizado, plasma en EDTA y plasma en citrato Tomar en tubo primario sin gel, centrifugar y separar inmediatamente en tubo de polipropileno, Suero libre de hemólisis. Tomar la muestra 30 minutos antes de la próxima dosis.

Método

Quimioluminiscencia amplificada

Temperatura

REFRIGERADA

Estabilidad

Temperatura Ambiente (18 °C–25 °C): 2 hora Refrigerada (2 °C–8 °C): 5 dias Congelada (–20 °C): 4 semanas

Condiciones de muestra y/o Paciente

No requiere ninguna condición en especial

Importancia

La infección vírica aguda por rubéola suele ser una enfermedad leve, autolimitada y benigna de corta duración cuyos síntomas incluyen fiebre baja y erupción cutánea. Sin embargo, la infección del feto durante el primer trimestre de embarazo puede dar lugar a graves anomalías congénitas (síndrome congénito de la rubéola). Los anticuerpos IgM frente al virus aparecen y disminuyen rápidamente en el plazo de 4 a 5 semanas después del comienzo de los síntomas, pero los anticuerpos IgG suelen mantenerse toda la vida. Las pruebas de rubéola pueden utilizarse para definir el estado inmunitario y para determinar la necesidad de vacunación, para evaluar la eficacia de la vacuna y como ayuda en el diagnóstico de una infección reciente. Los grupos de pacientes normalmente estudiados son las mujeres en edad fértil, las mujeres embarazadas o los trabajadores sanitarios que puedan estar en contacto directo con estos grupos.

Sección

Inmunoquímica
Scroll al inicio